6 may. 2016

San Lorenzo reconoció a ex combatientes de Malvinas


Este jueves 5 de mayo en la Casa del Vitalicio en Inclán y Muñiz se realizó una charla con ex combatientes de Malvinas, organizada por la Subcomisión de Derechos Humanos de San Lorenzo de Almagro.

El encuentro fue en ocasión de cumplirse un nuevo aniversario del hundimiento del Crucero “ARA General Belgrano”, ocurrido el 2 de mayo de 1982, en el marco de la guerra con Gran Bretaña por las Islas Malvinas, desarrollada entre abril y junio de ese año.

El Crucero transportaba casi 1100 almas de las cuales perecieron 323, prácticamente la mitad de las bajas totales de la guerra.

La presencia de un nutrido número de sobrevivientes del hundimiento, además de un ex combatiente del ejército, permitió a quienes estuvieron presentes, escuchar el testimonio de primera mano de quienes fueron partícipes directos del conflicto.

Fue así como durante casi dos horas los ex combatientes contaron cómo vivieron el momento del impacto de los tres torpedos que hundieron al buque, dónde se encontraban cada uno de ellos en ese momento, cómo hicieron para poder salir del barco que se hundía en las aguas heladas del océano atlántico, con temperatura de -5 grados y -20 de sensación térmica; el momento de alcanzar las balsas y las más de 36 horas que tuvieron que pasar en ellas en medio del mar y de una tormenta, que con olas de más de 8 metros inundaba aquello que era lo único que los separaba de la muerte.

El momento del rescate por parte de los buques de la marina parecía que terminaba con su odisea, pero no fue así. En tierra los esperaba el abandono y la humillación por parte de las fuerzas armadas en las que ellos combatieron, así como el absoluto y total desprecio e ignorancia de la sociedad que los recibió. Esto los marcó de forma tal que al día de hoy más de 800 veteranos se suicidaron por esta falta de contención, ahondando las secuelas del conflicto en cada uno de ellos.

Es así como, a 34 años de aquello que los marcó para siempre, estos dos veces sobrevivientes (a la guerra y al desprecio), continúan su lucha desde entonces, para lograr el reconocimiento que debieron tener y se merecen. Es una deuda que la comunidad tiene con ellos. Pese a todo lo vivido, su humildad y falta de resentimiento hablan de su desprendimiento y de su grandeza como seres humanos.

En sus propias palabras: “Nosotros no nos consideramos héroes, héroes fueron los que quedaron allá y héroes son nuestras madres y padres que sin estar preparados, enfrentaron y superaron que la guerra les arrancara a sus jóvenes hijos”.

Desde la Subcomisión de Derechos Humanos del CASLA esperamos que San Lorenzo les haga realidad el reconocimiento popular que se merecen. Para ello seguiremos trabajando.

Gracias Víctor Cerda, Mariano Francioni, Sergio Rodríguez, Esteban Gaitán, Rito Fernández, Oscar Monteros, José Rubén García, Raúl Otamendi y Luis Montenegro.

Gracias veteranos de Malvinas, héroes de la vida.

Subcomisión de Derechos Humanos CASLA

No hay comentarios:

Publicar un comentario